De Homero a Kirby

Usted está aquí

Skyrealms of Jorune II (BC)

Mapa de Jorune

El planeta llamado Jorune fue colonizado por el hombre hace cosa de tres mil quinientos años, pero su historia comenzaría mucho antes. Es más, la línea temporal detallada en la tercera edición comienza en el año tres mil cien BC (antes de la colonización)
Tampoco es que el mundo comenzase en ese momento, pero la cosa comienza tal que así:
3100 BC – Comienza la primera guerra shanthica.
2100 BC – Finaliza la primera guerra shanthica. Se establecen las siete sectas.
No hay más detalles, así que no preguntéis. Un milenio de hostias, ahí es nada.
Después de esto nos dice como cada siglo (más o menos) se crearían diversos artefactos. Así, en este orden, serían:
La creación de las primeras cle-eshtas por parte de Ca-Tra en el 2000 BC.
El comienzo de la construcción de las grandes ciudades por parte de Ca-Gobey en el 1900 BC.
La creación de las Elip ston por parte de Ca-Shal en el 1800 BC.
Y la creación de los Cetros de contención (Keeper rods) por parte de Ca-Du en el 1700 BC.
Sahntha
Así, a saco. Nos empiezan a asaltar con nombres de tipos y cachivaches. Como a mi me gusta. Luego, eso sí, tienes un glosario en el que puedes mirar que narices significan todos esos conceptos. Pero de buenas a primeras la cosa desorienta un poco (aunque promete mucho)

Y la cosa se anima. En el año mil quinientos cincuenta antes de las colonias, al planeta llegan unas naves de exploración.
¿Humanas?
No
Lamorri.
La... ¿qué?
Joe, pues Lamorri, que hay que repetíroslo todo.
¿Que quienes son estos?
Pues unos tipos que llegarían (con su flota) veinticinco años después con la poco amistosa intención de conquistar el planeta. Pero no llegarían solos. Junto a ellos llegarían, como sus aliados, los Cleash.
A su vez, sus tropas estaban compuestas por otras razas que ya habían conquistado con anterioridad: Los Thriddle llegarían como sus sirvientes, mientras que los corastin, croid, y ramian lo harían como sus esclavos.
Por su parte, los Cleash (más modestos ellos) traerían a scarmis.
Y claro, se lió gorda.
Que si comenzamos un programa para procesar y controlar el isho (la energía ambiental del mundo) Que si nos dedicamos a crear skyrealms artificiales. Que si destruimos las ciudades shanthicas. Que si nos ponemos a alterar y potencias los skyrealms naturales. Que si nos plantamos en Doben-al y nos dedicamos a hacer cosas nada agradables.
Vamos, lo de costumbre en cualquier invasión.

RamianTras completar sus edificaciones en Doben-al, Tan-Iricid, Ardoth y otras ocho localizaciones, activarían la primera de ellas que comenzaría a drenar el isho que la rodeaba. Así, como quien no quiere la cosa, crearían el desierto de Doben-al.
Por suerte (para lo que le rodeaba) la ciudad de Ardoth sería sitiada por los shanthas y la construcción lamorri parcialmente destruida, antes de que pudiera ser activada.
Pero esto no desanimaría a nuestros amables visitantes, que comenzarían a exportar a otros mundo skyrealms.
Y parece que la cosa ya alcanzó un punto limite, así que los shanthas se cabrearon y derribaron dos naves lamorri que orbitaban sobre el planeta, gracias a las elip ston (una de las cuales caería sobre el su de Khodre)
Si a esto sumamos la liberaración de Eelshon She-evid (la caminante de portales) sobre Doben-al, y los cañones thosk, creados por Ca-Desti, magnificados por las cle-eshta, los lamorri huirían del planeta (dejando atrás a muchas de sus tropas multi racial)
Esta guerra duraría apenas setenta y cinco años. Una minucia para una raza que se había dedicado a darse de toñas entre ellos durante un milenio.
Pero no contaban con unos tipos especialistas en los genocidios.
Mil cuatrocientos años después, el hombre desarrollaría el viaje más rápido de la luz (se masca la tragedia)
Tres años después, las primeras sondas robotizadas humanas llegarían a Jorune.
Doce años después, varias naves tripuladas por el hombre partirían de la tierra camino al recién descubierto mundo.
La primera expedición científica llegaría tras un viaje de tan solo dos años, y negocia con los shantha para que se les cedan unos terrenos para asentarse.
Once años después, ochenta naves partirían de la tierra con veinte mil hombre en su interior.
Explorador humanoY, claro, tras ocho años de relativa tranquilidad, los siguientes diez serían una cuenta atrás hacia el desastre.
Tras la llegada de los colonos (bueno, en realidad un poco antes) se haría evidente un pequeño problema: La flora del planeta era tóxica para los hombres. Así que Iscin, uno de los científicos de la primera expedición, sería el responsable del proyecto de creación de un vegetal que pudiese crecer en Jorune y ser alimenticio para el hombre, el Durlig.
Peeeero. Pronto llegarían noticias sobre tensiones en la tierra (aunque los dirigentes dicen “No preocuparse, todo va bien”)
Las naves que llegan al año siguiente traen noticias que desmienten los buenos presagios. Vienen a decir que cuando vuelvan a la tierra no van a encontrar a nadie.
Mientras tanto, y aprovechando la coyuntura (y el poder del que dispone) el señor se podría a esparcir laboratorios por diversos sitios para proyectos personales; como por ejemplo el desarrollo de una raíz que pueda crecer en los climas que habitan los ramian; el shirm-eh, en su laboratorio de Voligire. Pero antes de poder finalizar este proyecto sería reclamado en el Valle de Gauss.
Las primeras pruebas del durlug, una cepa a la que llamarían gerrig, es exitosa, pero solo a medias. Se puede plantar en Jorune, pero es muy complicada de extraer y preparar.
Las siguientes noticias que llegan del hogar, no son precisamente halagüeñas; la Tierra está en guerra, y no se van a mandar más naves con provisiones (en teoría “por el momento)

Así que, claro. La gente se calienta y comienzan a surgir divisiones entre los colonos. Se incumplen los tratados, y se comienza a plantar durlig allá donde se puede (casualidad, varios de esos sitios son territorios sagrados para los shantha)
Los shantha pedirían que se atendiese a los acuerdos, pero no se les escucha. Durante una escaramuza, muere un hombre. Doce shantha son ejecutados en represalia.
Y lo que tenía que llegar, llego: La liaron bien liada.

Pero eso os lo contaré en la próxima entrada.

Añadir nuevo comentario

Últimas entradas.

Theme by Danetsoft and Danang Probo Sayekti inspired by Maksimer